lunes, 2 de octubre de 2017

Cómo actuar ante una emergencia cardíaca

Es muy difícil prever una emergencia de salud que puede sorprender en el trabajo, en un medio de trasporte o en plena calle. Por eso es importante saber cómo ayudar ante una situación de peligro extremo y conocer las herramientas que nos permiten actuar lo más rápido posible.
Según cifras del 2015, en Argentina, el Infarto Agudo de Miocardio (IAM) produce anualmente 17.130 muertes  y la cifra aumenta progresivamente tanto en hombres como en mujeres. Ante estos casos, un procedimiento muy útil para salvar vidas es la RCP (reanimación cardiopulmonar), que se practica cuando una persona deja de respirar o sufre un paro y en la mayoría de los casos no deja secuelas.
Tradicionalmente esta maniobra consistía en dar respiración boca a boca intercalando compresiones del tórax. Actualmente, en pacientes adolescentes y adultos se realiza utilizando sólo las manos y es una opción sencilla y muy eficaz para practicar en caso de un colapso súbito.
¿Qué hacer ante una persona que cae desvanecida? 
Según indican desde Vittal, quienes realizaron el pasado miércoles una capacitación de RCP para periodistas en el marco del Día Mundial del Corazón, que se celebra cada 29 de septiembre, lo primero es comprobar si se trata de un paro cardiorrespiratorio. Para eso, hay que llamarla y sacudirla. Si no responde, se debe descubrir el tórax de la víctima para ver si respira. Si no lo hace, indicar a alguien que esté cerca que llame a una ambulancia o hacerlo uno mismo. Luego, comenzar con la maniobra de RCP.
• Para realizar este procedimiento, debemos arrodillarnos frente a la persona y trazar una línea imaginaria entre sus pezones. Luego apoyar el talón de una mano sobre el centro del pecho y la otra encima, entrelazando los dedos.
• En segundo lugar, se recomienda inclinarse hacia adelante, con los brazos extendidos y los hombros sobre el nivel de las manos para iniciar las compresiones sobre el tórax, a razón de 100 por minuto. El tórax debe contraerse cinco centímetros y volver a su posición entre compresión y compresión.
• Por último, continuar los movimientos alternando con alguna otra persona para evitar que el cansancio afecte el proceso. Esperar hasta que el auxilio de emergencia médica llegue y comience a practicar resucitación cardiopulmonar avanzada y cardiodesfibrilación. Si el paciente comienza a hablar, se mueve o respira con normalidad, se pueden detener las maniobras.
¿Cómo me aseguro de estar haciendo bien la maniobra?

Cualquier duda que surja acerca del procedimiento mientras se lo realiza, puede consultarse al servicio de emergencias. Los profesionales preguntarán si el paciente responde y podrán orientarnos y ayudarnos en el proceso hasta llegar al lugar. De ninguna manera el responder a estas preguntas retrasará el envío de ayuda. En algunos casos, también complementar la reanimación cardiopulmonar con respiración boca a boca puede ser necesario, especialmente en casos de lactantes hasta el año de edad, niño, personas ahogadas o con sobredosis de fármacos. Asimismo, es recomendable para la población en general el realizar un curso de RCP, que ofrece entrenamiento y práctica de habilidades que nos preparan para realizar compresiones efectivas con mayor confianza.

sábado, 19 de diciembre de 2015

Cuatro genes que ayudan a vivir más de 100 años

Hay 74 personas de más de 110 años o supercentenarios en el mundo.
Casi todos soñamos con vivir hasta los 100 años, pero sólo lo logra un grupo muy pequeño de personas. ¿Cuál es el secreto?
Las posibilidades de alcanzar esta edad aumentan significativamente debido a 4 genes cuya asociación con la longevidad ha sido descubierta recientemente.
Un equipo de científicos de la Universidad de Stanford, en Estados Unidos, estudió el genoma de ancianos de más de 100 años y concluyó que todos ellos tienen en común estos cuatro genes.
El profesor Stuart Kim, quien dirigió el estudio, le dijo a BBC Mundo que "estos cuatro genes aparecieron claramente durante la investigación en la población estudiada".
Así, "está claro que hay una asociación directa entre la presencia de estos genes y la posibilidad de llegar a ser un anciano de más de 100 años".
¿Cómo se llegó a esta conclusión?
Investigaciones anteriores habían estudiado variaciones genéticas asociadas a la longevidad.
Y sólo un gen, llamado APEO, salía de forma constante. Pero esto no arrojaba resultados concluyentes.
El año pasado, el propio Kim publicó un estudio que analizó el genoma completo de 17 ancianos de más de 110 años y lo comparó con el del resto de la población.
Pero el estudio no arrojó resultados que explicaran por qué los supercentenarios son diferentes del resto de la población.

En esta reciente investigación, el equipo de la Universidad de Stanford estudió una muestra de 800 centenarios y 4.500 personas de 95 años.
Las causas del envejecimiento han sido objeto de innumerables estudios.
"Pero además, adoptamos un enfoque diferente", explicó Kim.
"No estudiamos el genoma completo de esas personas sino sólo los genes que están asociados al desarrollo de enfermedades".
Y su búsqueda dio resultados: la investigación determinó que los centenarios tienen una variante de cuatro genes que aumentan sus posibilidades de alcanzar tan avanzada edad.
"Lo que mostramos es que llegar a ser un centenario se debe en buena medida al hecho de que se tiene menos riesgo de desarrollar enfermedades, y por lo tanto más probabilidades de alcanzar una edad tan avanzada", señaló el investigador.
Y "encontramos esto en una muestra de ancianos en Nueva Inglaterra en Estados Unidos y lo mismo en centenarios en Italia, por ejemplo. Eso nos da garantías de que es un resultado confiable".
La investigación puede ayudar a encontrar fórmulas para combatir enfermedades.
El descubrimiento es clave para establecer las causas de por qué envejecemos.
"Qué nos hace envejecer es una de las preguntas que han fascinado a muchos por muchos años y este es el primer estudio que nos ofrece una aproximación sobre qué está detrás de un envejecimiento exitoso".
Pero también puede ayudar a encontrar fórmulas para combatir enfermedades de la tercera edad.
"El principal factor de riesgo de desarrollar cáncer o enfermedades cardiovasculares es el envejecimiento. Asi que una forma de combatir estas enfermedades es reducir el envejecimiento".
Además, "tratar de entender por qué más personas mayores desarrollan estos males en comparación con la población joven puede ser una buena forma de reducir la incidencia de enfermedades".


viernes, 22 de agosto de 2014

Importante cambio en marcapasos: Energizado por el propio cuerpo.

Revolución científica en marcha: un nuevo marcapasos obtiene su energía del propio cuerpo donde se le implante. Es decir que el nuevo marcapasos se convierte como si fuese otro órgano del humano.
El objetivo principal de esta tecnología es aumentar la vida útil de los marcapasos cardíacos y, por consiguiente, reducir los riesgos asociados a las segundas cirugías donde se necesitan reemplazar las baterías de los viejos marcapasos usados. Incluso se ha pensado usar este tipo de tecnología para alimentar otros dispositivos médicos implantables de vigilancia, a parte de los marcapasos. El marcapasos cardíaco artificial es una pieza de equipo médico que se implanta en el cuerpo humano para regular el latido del corazón de personas que sufren de arritmia.

El marcapasos es un aparato electrónico generador de impulsos al corazón cuando éste no puede mantener el ritmo y la frecuencia adecuados. 
En 1899, J. A. McWilliam informó en el British Medical Journal acerca de sus experimentos para la aplicación de un impulso eléctrico al corazón humano en estado asistólico, causando una contracción ventricular. Él podía provocar un ritmo de 60-70 impulsos por minuto mediante impulsos eléctricos aplicados a espacios iguales a 60-70 por minuto.
En 1926, Mark C. Lidwell, en el hospital Royal Prince Alfred (Sídney, Australia) apoyado por el físico Edgar H Booth, de la Universidad de Sídney, inventaron un dispositivo portátil que se conectaba a un "punto de disparo" en el corazón, y que consistía en 2 electrodos: una almohadilla empapada en solución salina aplicada sobre la piel y una aguja aislada excepto la punta que se clavaba en la cámara cardíaca apropiada. El ritmo del marcapasos era variable desde 80 hasta 120 pulsos por minuto, y el voltaje variaba desde 1.5 hasta 120 voltios. 
En 1932, el fisiólogo estadounidense Albert Hyman inventó un instrumento electro-mecánico que desarrolló con un motor eléctrico de manivela. Hyman se refería a su invento como "marcapasos artificial", denominación que se usa hoy en día. 
Pero mucha gente denunció que la ciencia estaba "interfiriendo con la naturaleza" al"revivir a los muertos". Parece que eso era malo. La investigación se llamó a silencio hasta1950, cuando el ingeniero electricista canadiense John Alexander Hopps, en base a las observaciones del cirujano cardio-torácico Wilfred Gordon Bigelow, en el hospital Toronto General (Canadá), desarrolló un dispositivo externo de estimulación cardíaca transcutánea, pero impráctico y doloroso para el paciente, y que conllevaba un riesgo potencial de electrocución.
En 1957, el ingeniero Earl Bakken, de Minneapolis, Minnesota (USA), construyó el 1er. marcapasos externo que podía llevarse puesto.
Y en 1958 el cirujano Åke Senning, en el Instituto Karolinska, en Slona, Suecia, realizó la 1ra. implantación clínica de un marcapasos (diseñado por Rune Elmqvist): el dispositivo falló 3 horas después. Un 2do. dispositivo fue implantado y duró 2 días. El 1er. paciente en el mundo con marcapasos interno, Arne Larsson, recibió 26 marcapasos diferentes a lo largo de su vida. Murió en 2001 a la edad de 86 años.
Así se consolidó una línea de trabajo que continúa, sin cesar.
En 2011, el ingeniero colombiano Jorge Reynolds Pombo anunció un futuro de marcapasos del tamaño de un tercio de un grano de arroz, que no necesitarán baterías y que podrán ser monitoreados por internet desde cualquier parte del mundo. Estos además, podrán implantarse mediante cirugía ambulatoria y usarían la propia energía del corazón para recargarse.
¿Será cierto?
En mayo de 2013Patrick Rosset, responsable de producción de la empresa Medtronic(Suiza), mostró la línea de producción de un marcapasos implantable del tamaño de un dedal. Al tener un tamaño tan reducido, los médicos podríann insertar el marcapasos por medio de un tubo, llamado catéter, a través de una pequeña incisión en la pierna y dirigirlo hasta el corazón. La operación será menos invasiva y complicada. 
Después de muchos años en la mejora de la técnica, los marcapasos han llegado a ser sistemas seguros y fiables. 
Los nuevos marcapasos tienen funciones adicionales: sincronización, modificación de la frecuencia de los latidos, evitar la sobre estimulación, seguimiento de las perturbaciones, mejora del bombeo mediante una estimulación del ventrículo izquierdo o de ambos....
Pero, en cualquier caso, un marcapasos moderno tiene una vida estimada de entre 5 y 12 años (7 años en promedio). Más allá de es período, hay que cambiarlo. Es relativamente fácil hacerlo, gracias a la estandarización de las conexiones de los electrodos. Pero hay que cambiarlo...
¿Es posible mejorar esta cuestión del vencimiento? Vamos a la noticia que distribuyó la newsletter Noticias de la Ciencia y la Tecnología:

Un equipo de investigación encabezado por Keon Jae Lee, del Departamento de Ciencia e Ingeniería de los Materiales en el Instituto Avanzado de Ciencia y Tecnología (KAIST), en Daejeon, Corea del Sur; y Boyoung Joung, de la División de Cardiología del Hospital Severance (por Louis H. Severance), dependiente de la Universidad Yonsei, en el mismo país, ha desarrollado un marcapasos que obtiene su energía a través de un nano generador piezoeléctrico flexible. Los materiales piezoeléctricos, entre otras características, son capaces de generar electricidad cuando se les flexiona o presiona.

Las repetidas cirugías para reemplazar las baterías de los marcapasos exponen a los pacientes, sobre todo a los de edad avanzada, a riesgos innecesarios como infecciones o sangrado severo durante las operaciones. Entonces la ciencia intenta dar un nuevo paso.
En los experimentos, el nuevo nano generador piezoeléctrico flexible estimuló directamente el corazón de una rata viva utilizando energía eléctrica obtenida aprovechando pequeños movimientos corporales de la rata.

La energía obtenida llegó hasta 8,2 V y 0,22 mA, valores lo bastante altos para estimular directamente el corazón de la rata. El objetivo principal de esta tecnología es aumentar la vida útil de los marcapasos cardíacos y, por consiguiente, reducir los riesgos asociados a las segundas cirugías donde se necesitan reemplazar las baterías de los viejos marcapasos usados.
Los investigadores de KAIST desarrollaron nano generadores flexibles de alto rendimiento utilizando una película delgada de un sólo cristal “PMN-PT”, que recolecta la energía.

Además, el nano generador piezoeléctrico flexible también podría ser usado como fuente de suministro eléctrico para otros dispositivos médicos implantables.

La fuerza de los latidos
Ya se venía investigando acerca de una 2da. línea de trabajo: un marcapasos alimentado por la energía del propio corazón.
Este logro sugiere que podría eliminarse la necesidad de reemplazar los marcapasos debido al agotamiento de sus baterías.
En un estudio preliminar, el equipo de M. Amin Karami, del Departamento de Ingeniería Aeroespacial en la Universidad de Michigan (USA), probó un dispositivo que también usa la piezoelectricidad (cargas eléctricas generadas por el movimiento) para obtener energía.
Este enfoque es una solución tecnológica prometedora para los marcapasos, a causa de que para funcionar sólo requieren pequeñas cantidades de energía...
Bastantes personas con marcapasos son niños que, a falta de una solución mejor que la ciencia pueda ofrecerles en años venideros, deberán vivir con ellos el resto de su vida. Es fácil imaginar el aumento en calidad de vida que lograrán si se ahorran ese montón de operaciones gracias a la nueva tecnología en caso de que ésta finalmente se adopte.
En las pruebas con vibraciones comparables a las inducidas por los latidos de un corazón en el tórax, el prototipo de dispositivo recolector de energía cardíaca ha resultado más eficaz que lo predicho, generando más de 10 veces la energía que requieren los marcapasos modernos. Además, al nuevo dispositivo no le afectan aparatos tales como teléfonos móviles u hornos de microondas.
El próximo paso será probar a implantar este dispositivo, cuyo tamaño es de aproximadamente la mitad del de las baterías usadas hoy en día en los marcapasos.

Marcapasos biológico
Hay una 3ra. línea de investigación para innovar en materia de marcapasos.
Unos cardiólogos han desarrollado una terapia genética mínimamente invasiva mediante la cual pueden transformar células musculares de corazón ordinarias en células especializadas en mantener el ritmo, que de este modo pasan a conformar lo que puede describirse como un “marcapasos biológico”, y que en el futuro quizá podrían hacer virtualmente innecesarios a los marcapasos electrónicos.

Todavía falta para esto pero es interesante conocer por dónde va la ciencia. El equipo del Dr. Eduardo Marbán, director del Instituto Cedars-Sinai del Corazón, en Los Ángeles (California, USA), ha demostrado que el marcapasos biológico es apto para las necesidades de la vida cotidiana de casi cualquier persona. Él y sus colegas son además los primeros en reprogramar una célula cardiaca en un animal vivo para curar de forma efectiva una enfermedad.

En opinión del Dr. Eugenio Cingolani, del equipo de investigación, en el futuro, estas células capaces de conformar un marcapasos biológico podrían ayudar también a bebés nacidos con ciertas alteraciones cardiacas graves y a los que no se les puede implantar un marcapasos electrónico.
En el estudio, a cerdos de laboratorio con un bloqueo cardíaco completo se les inyectó un gen, llamado TBX18, durante una intervención mínimamente invasiva (mediante un catéter). En el día 2, después de que el gen fuera introducido en el corazón de los animales, los cerdos que lo recibieron mostraban latidos con un ritmo notablemente más rápido que aquellos que no lo habían recibido. Este ritmo enérgico persistió a lo largo de todo el periodo de seguimiento de estos animales.
Pero para esto falta todavía un tiempo.
Por ahora, lo concreto es el trabajo del Instituto Avanzado de Ciencia y Tecnología de Korea (KAIST): marcapasos que funciona gracias a la energía de los músculos corporales a partir de un nano-generador piezoeléctrico flexible, que estimular directamente el corazón usando apenas unos pequeños movimientos del cuerpo.

viernes, 15 de agosto de 2014

Aloe vera: Tesoro vegetal para combatir al asesino silencioso

El aloe vera posee propiedades excepcionales. Al ser un desintoxicante natural, es un gran aliado de la salud. Desde tiempos remotos se conocen los efectos saludables del gel natural que contienen sus hojas. Históricamente fue utilizada como un bálsamo calmante, siendo aplicado externamente en cortes, raspaduras y quemaduras. 
Aloe podría derivar del griego "alós" (sal), a causa de su sabor, que recuerda al agua del mar. De allí pasó al latín ălŏē, que, en sentido figurado, significaba también "amargo". Se ha especulado también con un origen árabe ("alloeh", que significa "la sustancia amarga brillante"); pero más probablemente su origen tenga que ver con el hebreo "ahal", citado en textos bíblicos, y que significa "irradiar" o "brillar".
Vera es un epíteto latino que significa "verdadero".
Originario de sitios calurosos y desérticos, su cultivo requiere temperaturas permanentes superiores a 10°C, ya que no es tolerante al frío; tampoco tolera excesiva humedad, requiriendo climas secos. Se puede ubicar a pleno sol o en semisombra.
De las hojas básicamente se obtienen 2 compuestos:
> Gel, ubicado en el centro de las hojas. De la pulpa se extrae el gel brillante y amargo, que se obtiene por extrusión de la parte interna de las hojas. 
> Acíbar o látex, resultado de la incisión de las hojas. Es un sólido cristalino de color marrón y muy amargo, llamado acíbar (del griego: "jugo del aloe"). En general, se obtiene dejando fluir el líquido que sale de las hojas cortadas transversalmente y depositándolo en un recipiente mezclado con pulpa. Para prevenir la pérdida de látex, las hojas deben ser cortadas por la base, cerca del tallo. Se debe tener en cuenta que la hoja que se corta no vuelve a crecer. 
Las plantas más expuestas al sol fabrican menos pulpa y más látex. A la inversa, las plantas menos expuestas al sol fabrican más pulpa y menos látex.

Componentes químicos:

Aloemodina: Regula el funcionamiento de la mucosa intestinal.
Aloeoleína: Mejora úlceras duodenales y estomacales. Disminuye la acidez.
Aloetina: Neutraliza el efecto de las toxinas microbianas.
Aloína: Alivia el estreñimiento.
Aminoácidos: Interviene en la formación de proteínas.
Carricina: Refuerza el sistema inmune y ayudaría a las defensas.
Creatinina: Resulta fundamental en las reacciones de almacenaje y transmisión de la energía.
Emolina, Emodina, Barbaloína: Generan ácido salicílico de efecto analgésico y antifebril.
Fosfato de manosa: Agente de crecimiento de los tejidos con efecto cicatrizante.
Minerales: calcio, magnesio, fósforo, potasio, zinc, cobre.
Mucílago: Actividad emoliente sobre la piel.
Saponinas: Antiséptico.
Fitosteroles: Acción antiinflamatoria.
Mucopolisacáridos: Responsables de la hidratación celular.
Hormonas vegetales: Estimulan el crecimiento celular y la cicatrización.
Enzimas: 
Intervienen en la estimulación de las defensas del organismo.


26 de los muchos usos del Aloe Vera:

> Arañazos. Frotar. la zona con abundante aloe. Durante las primeras 24 horas, y con la zona afectada por los arañazos esté perfectamente limpia, frotá con abundante aloe vera. Verás que el proceso de curación es muy rápido.
> Várices. Calma el dolor en las piernas. Se requiere de fricciones regulares con un puré realizado con la pulpa del aloe vera, puesto en un recipiente y un palito en el centro, para manipularlo. Luego al congelador. Más tarde sacarlo, dejarlo derretir un poco y retirar el palito. Pasar el aloe sobre los lugares afectados. Repetir la aplicación a menudo.
> Defensa de bacterias benéficas. Beber jugo de áloe vera cuando se esté tomando antibióticos orales previene problemas porque los antibióticos matan las bacterias benéficas que combaten el crecimiento de las levaduras. El jugo de aloe vera defiende el crecimiento de las levaduras. Recordar que ayuda al cuerpo a sobreponerse antes los cambios que producen los virus y enfermedades, elevando las defensas. Mezclar el jugo de áloe vera (ojo que es amargo) con jugo de fruta para hacerlo más agradable. Dividir la dosis diaria (de 50 a 100 ml) y beberla durante la jornada con las comidas.
> Acción antibiótica. Además de bactericida (se ha comprobado que quita o inhibe la acción destructora de bacterias como la salmonela y los estafilococos que producen pus, la esterichia coli, los estreptococos faecalis y los hongos Candida albicans), es antiviral (al usarse en concentraciones mayores al 75%. Es muy eficaz contra las cepas de Triconomas vaginales), y es fungicida, cuando se aplica directamente al virus. Acerca de este tema recordar que el acemman (acetil-manosa) encontrada en el aloe vera es una sustancia muy efectiva para combatir ciertos virus y se estudiando como una ayuda junto con el AZT para combatir el virus del sida.
> Defensa contra el muguet. Quienes sufren de asma son propensos a las infecciones orales por el hongo Cándida, provocado por los corticosteroides de sus inhaladores. Por eso se recomienda enjuagar la boca con jugo de aloe vera después de usar un inhalador, y así evitar el desarrollo del muguet. 
> Desintoxicante. El aloe vera contiene las vitaminas y minerales que el organismo necesita para funcionar correctamente: vitaminas A, C, E, B1, B2, B3, B6 y B12, acido fólico, calcio, zinc, cromo, selenio, hierro, cobre, magnesio, entre otros. Debido al potasio que contiene mejora y estimula el hígado y los riñones, principales órganos de desintoxicación. El aloe vera contiene ácido urónico el cual elimina los materiales tóxicos a nivel celular.
> Alivia las picaduras de insectos. Utilizar la hoja del vegetal contra la mayoría de las alergias de la piel. Se aconseja realizar aplicaciones frecuentes en las partes afectadas. Gran alivio. De igual modo proceder con picaduras de insectos y de ortigas. Sucede que es inhibidor del dolor. Quita y bloquea el dolor en las capas profundas de la piel, debido a sus componentes activos y a su poder desinflamante y penetrante.
> Alivia quemaduras. El aloe vera tiene una acción similar a los esteroides como la cortisona, pero sin los nocivos efectos de ésta. Existen varios compuestos en el aloe, por ejemplo antraquinones y salicicatos que son los mismos agentes antiinflamatorios y bloqueadores del dolor que se encuentran en la aspirina. 
> Arrugas. Se reducen y mejora el color de la piel. El aloe es una sustancia biogenética que estimula y hace revivir las células de la piel. Tiene propiedades hidratantes y un efecto astringente y estimulante. La piel reseca se vuelve tersa, las arrugas se suavizan y se reducen, y también mejora el color de la piel. Penetra profundamente y restituye los líquidos perdidos en las 3 capas de la piel, además de reparar los tejidos dañados de adentro hacia afuera, como sucede en los casos de quemaduras, tanto por fuego como por radiación o por el sol.
> Acné. Contrarresta la infección. Limpiar la piel y después masajear con la hoja de aloe partida al medio 2 veces al día, durante varios meses. De esta manera se contrarresta la infección, las células de la piel se activan fomentando la curación y reduciendo la formación de cicatrices. Tener paciencia y consultar antes con el dermatólogo.
> Salud cardiovascular. Para combatir el colesterol alto, la aloe vera es su mejor aliada, ella actúa directamente sobre la sangre oxigenándola, lo que le ayuda propagar los glóbulos rojos de la sangre. Su circulación mejorará, gracias a que esta planta contiene nutrientes que ayudan a disminuir el colesterol y que regulan la presión arterial.
> Disminuye las grasas del organismo. Para retener las proteínas que consumimos es esencial consumir aloe vera, aprovechando que contiene 22 aminoácidos, de los cuales los infaltables para el organismo son 8 de ellos. En cuanto a ácidos grasos, el aloe vera cuenta con 3 esteroles vegetales, protagonistas de la ansiada disminución de grasas en la sangre, además de reducir cualquier tipo de alergia y a aliviar la indigestión.
> Acción cicatrizante. Por el alto contenido de calcio, potasio y zinc así como de las vitaminas C y E en el aloe vera, se forma una red de fibras que atrapan los eritrocitos de la sangre, ayudando así a la cicatrización. El calcio es un elemento muy importante para un correcto funcionamiento del sistema nervioso y para la acción muscular.
> Acción queratolítica. Es la acción que permite que se desprenda la piel dañada o herida, renovándose con células nuevas. Permite que exista también un mayor flujo sanguíneo por venas y arterias, despejándolas de pequeñas coagulaciones. El aloe vera contiene 17 aminoácidos que requiere el cuerpo humano para la formación de proteínas y tejidos. Además contiene minerales como el calcio, fósforo, cobre, hierro, manganeso, magnesio, potasio y sodio, elementos indispensables para el metabolismo y operación celular.
> Energizante. Ayuda al buen metabolismo celular, es decir, a la producción de la energía que requiere el cuerpo. Además, debido a su contenido de vitamina C, se produce una acción que mejora y estimula el flujo e la circulación y el buen funcionamiento del aparato cardiovascular. La vitamina C no la produce el organismo por lo que la tenemos que suministrar esternamente. Esta vitamina es muy importante para el fortalecimiento del sistema inmunológico, del circulatorio y del digestivo e interviene en la prevención de la mayoría de las enfermedades.
> Digestivo. El aloe vera contiene una gran cantidad de enzimas. Algunas enzimas que precisa nuestro organismo son producidas por el páncreas, pero otras no, de allí la necesidad de adquirirlas externamente. Las enzimas transforman en el proceso digestivo a las proteínas, convirtiéndolas en sus componentes los aminoácidos, a los carbohidratos en azúcares (glucosa) y a las grasas en ácidos grasos. De esta forma estos elementos transformados son absorbidos por el intestino y llevados al torrente circulatorio.
> Nutritivo. El aloe vera contiene 18 de los 23 aminoácidos (componentes de las proteínas) que requiere el organismo para la formación de células y tejidos. Además contiene enzimas necesarias en el proceso de los carbohidratos, también en el de las grasas y en el proceso de las proteínas en el estómago e intestino. Contiene una gran variedad de vitaminas como son la B1, B5, B6, B12, A y C.
> Detergente natural (contiene saponinas). El aloe vera es un emulsificante natural debido al contenido de saponinas (elementos utilizados en la elaboración de jabones). Por otro lado debido a la presencia de enzimas proteolíticas destruyen el tejido muerto limpiando de esta manera las heridas.
> Antiprurítico. Elimina el ardor y la picazón.
> Vasodilatador. Dilata los capilares aumentando el flujo sanguíneo.
> Cuero cabelludo y cabello. El aloe es excelente para prevenir la caspa y la grasa, al aplicar su jugo como shampoo o acondicionador. Por otra parte permite lograr un cabello más sano y brilloso frotando una hoja previamente cortada a la mitad, por toda la cabeza y dejando secar el cabello durante un rato o incluso hasta el día siguiente, cuando se lo quita con agua.
> Vehículo de transporte. A causa de la presencia de lignina, el aloe vera es un vehículo perfecto para transportar profundamente dentro de la piel a otras sustancias o elementos con los cuales está combinado.
> Pasta dental. El doctor Timothy E.Moore, de la Universidad de Oklahoma, demostró que como pasta de dientes o en forma de extracto, el aloe vera ayuda a combatir el sangrado y la gingivitis en las encías y controla la sensibilidad dental además de ayudar a la prevención de caries sin contar con elementos abrasivos que destruyen con el tiempo el esmalte de los dientes. Mezclada con jojoba ayuda a eliminar la sequedad de labios y aftas bucales.
> En la belleza. Es bien conocido que las reinas egipcias Nefertiti y Cleopatra usaban aloe vera para embellecerse. El aloe vera tiene 2 componentes: ligninas (celulosa) y polisacáridos (hidratos de carbono) que penetran las tres capas de la piel: la epidermis, la dermis y la hipodermis y expulsan las bacterias y los depósitos de grasa que tapan los poros.
> Mejora la digestión. El aloe vera es la un antídoto para limpiar el tracto digestivo. Si Ud. sufre de estreñimiento o diarrea, la aloe vera actúa como regulador y calmante, ayudando a mantener una flora intestinal normal y libre de bacterias. Ya volveremos sobre este tema.
> Desintoxicante. El gel del aloe vera es beneficioso al colón, logrando desechar aquellas sustancias dañinas a través del tracto intestinal, manteniendo una buena salud de éste y, a la vez, un organismo limpio de posibles toxinas.
El colon
Estos 2 últimos aportes del aloe vera merecen la pena un enfoque más detenido.
La limpieza de colon con aloe vera es algo que se conoce desde hace mucho tiempo. El efecto nocivo que estas toxinas es crítico y hasta mortal. Muchas de las enfermedades degenerativas provienen de un colon sucio que mantiene toxinas y venenos en nuestro organismo.
Lo que comemos, lo que tocamos, lo que respiramos intoxica nuestro cuerpo: las comidas en exceso y/o con exceso de grasas o químicos; agua contaminada; líquidos con químicos, colorantes y azúcares procesados; ingerir alcohol; químicos, desinfectantes y detergentes que ingresan a nuestro torrente sanguíneo a través del tacto; contaminación ambiental que nos hace respirar CO2 y gases sulfurosos; fumar cigarrillos y aspirar sustancias químicas. Pero ya es parte de nuestra rutina diaria, y lo consideramos normal.
El juego de aloe vera ayuda a mantener limpio y regular todo el proceso intestinal.
Antes de avanzar, realice el siguiente test que apunta a que Ud. conozca cómo anda su colon:
Leer cada pregunta y responder sí o no. Sumar los Sí.
1. ¿Le cuesta trabajo digerir los alimentos?
2. ¿Consume productos refinados tales como azúcar y harinas como pan, pastas, galletas y refrescos?
3. ¿Consume carne más de 2 veces a la semana?
4. ¿Consume más de 4 veces por semana productos lácteos tales como leche, queso, manteca, crema, suero, etc.?
5. ¿Consume grasas saturadas como : manteca, chorizo, jamón, salchichas y carnes grasosas?
6. ¿Se inflama o sufre de hinchazón después de comer?
7. ¿Evacúa menos de 2 veces al día?
8. ¿Sus evacuaciones tienen un intenso mal olor?
9. ¿Tiene dolor al evacuar?
10. ¿Presenta gases con frecuencia?
11. ¿Está cansado todo el día?
12. ¿Frecuentemente le duele la cabeza?
13. ¿Tiene náuseas y mareos sin causa aparente?
14. ¿Padece de colitis, diarrea, hemorroides, úlcera ,gastritis, divertículos o estreñimiento?
15. ¿Sufre de mal olor corporal o mal aliento?

Respuestas:

De 0 a 3 respuestas positivas: Su organismo está en forma. Puede complementar su dieta consumiendo algunos complementos alimenticios. Se recomienda la limpieza de colon de 1 a 2 veces anuales como prevención..
De 4 a 7 respuestas positivas: Tiene un problema que le traerá consecuencias a la salud a corto plazo. Se recomienda la limpieza inmediata de su colon para evitar enfermedades degenerativas.
De 8 a 15 respuestas positivas: Padece un problema grave, ya que su colon está sucio y se ha convertido en un asesino silencioso, pudiendo desembocar en enfermedades tan graves como el cáncer. Le urge comenzar un programa de limpieza de colon ya que las enfermedades degenerativas están asociadas a un colon sucio.
Ahora, consiga aloe vera. Cuanto antes.